martes, 20 de febrero de 2018

El símbolo de la orina y sus significados a través de la historia


La orina durante siglos ha sido muy poderosa y mágica, pero en la actualidad la tiramos por el retrete de forma completamente personal y privada. En todos los idiomas, los sinónimos y palabras relacionadas con la orina se consideran expresiones maleducadas y de muy mal gusto. Los verbos y sustantivos relativos a la orina suelen clasificarse como "palabrotas" que una persona educada jamás debe pronunciar.

El hombre primitivo asoció la lluvia con la orina de los dioses celestiales. Durante siglos fue mucho más convincente pensar que los dioses y sus meadas eran los culpables de las lluvias, antes que pensar que todo se debía al vapor de agua condensado en la atmósfera.

En la antigüedad la orina tenía múltiples utilidades. Servía como jabón para la ropa, el pelo y la piel. También durante siglos fue utilizada como un excelente protector y blanqueador de los dientes. La orina disuelve los aceites y las grasas y es un buen fijador para los tintes. En medicina fue utilizada para tratar las mordeduras de serpientes, la apoplejía y las enfermedades oculares. Neutraliza el dolor producido por ciertas picaduras de insectos.

Se trata de un líquido formado basicamente por agua en un noventa y cinco por ciento. Su color amarillento es debido a uno de sus componentes, la bilirrubina.



La orina de vaca es considerada sagrada en la India y la antigua Persia. Era el liquido utilizado por los sacerdotes para purificar los escenarios en donde se celebraban los actos y rituales importantes. En muchas ceremonias de coronación, los reyes eran ungidos con orina ya que se consideraba el mejor método para limpiar y purificar la suciedad tanto espiritual como física de los dos regentes.

En la Edad Media la orina era uno de los componentes habituales en toda pócima mágica y filtro amoroso que se preciara. Las gentes estaban convencidas de que era un excelente afrodisíaco y una de las mejores curas para la impotencia.

En la confección de los filtros amorosos, no se podía utilizar cualquier tipo de orina. Se precisaba tener orina de la persona que tenía que quedar enamorada, condición que en muchas ocasiones era muy difícil cumplir. En otros casos la receta incluía orina de animales muy concretos, como zorros o jabalíes. Se llegaban a pagar grandes cantidades de monedas por unas pocas gotas de orina de tal o cual animal. Ya se sabe que en este tipo de artes mágicas,... todo vale.

En el artículo dedicado a las 40 artes vedadas de la magia, ya expusimos que el arte de adivinar mediante la orina del consultante recibe el nombre de "Uromancia". Fue una de las artes más populares en la Edad Media en donde el color y el olor de la orina eran detenidamente analizados por el adivino de turno. Pero en la Uromancia el aspecto a tener más en cuenta era el de la burbujas que se creaban cuando el consultante meaba dentro de un pequeño caldero. Las predicciones variaban según el tipo, tamaño y número de burbujas que se contemplaban en el caldero.



Con la llegada de la practica de la Alquimia, la orina alcanzo una gran importancia por una razón de peso y bien sencilla: por su intenso color dorado dedujeron por aquel entonces que tenía que ser muy valiosa. Por su carácter fluído y ácido fue considerada con cualidades del elemento Agua y del elemento Fuego. Su fuerte salinidad la relacionó con el agua de los océanos, la "aqua permanens" que actúa como matriz y recipiente en donde las transmutaciones se realizan.

El niño que hace pis, es Mercurio que con su orina fertiliza desde lo alto a toda la obra alquímica. En muchas fuentes y estanques es el protagonista absoluto por donde emana la fertil agua cristalina. El acto de orinar ha inspirado en la escultura obras de todo tipo y algunas de ellas se han hecho famosas convirtiéndose en una de las atracciones turísticas de cada lugar. El arte y el acto de orinar van de la mano, como no podría ser de otro modo.




Desgraciadamente cierto grupo de personas han sacado las cosas de contexto y han confundido el natural significado de la orina y del acto de orinar. Se trata de gente degenerada que encuentra placer en todo lo relacionado con la llamada "lluvia dorada". Encontrar placer con líquidos amarillos a 36 grados y medio, es sinónimo de tener un grave defecto de fabricación que provoca extraños gustos y aficiones hacia cierto tipo de líquidos ácidos algo calentitos. En uno de nuestros anteriores artículos dedicado al símbolo del lazo amarillo, ya explicamos lo que significa un lazo amarillo en el San Francisco gay de los años 60, antes que los independentistas catalanes lo pusieran de moda el año pasado.

La mayoría de mamíferos utilizan su propia orina para marcar sus territorios, los perros nos ofrecen un buen ejemplo de esta costumbre de ir meando por esquinas y farolas. Nos sorprendería conocer toda la información que un perro recibe cuando huele la meada de otro perro. Y es que la orina contiene mucha información acerca del ser vivo que la ha expulsado del interior de su cuerpo.

En medicina el color de la orina ayuda a poder detectar ciertos tipos de problemas renales relacionados con las "cañerías de desagüe". En la mayoría de centros de tratamiento y desintoxicación de drogodependencias. los análisis de orina, son un excelente método para detectar consumos relacionados con las drogas


La relación de la orina con la higiene personal es muy variada y puede clasificarse en cuatro grupos:
  1. Los seres humanos que se lavan las manos antes de orinar
  2. Los seres humanos que lavan sus manos después de orinar
  3. Los seres humanos que se lavan antes y después de orinar
  4. Los seres humanos que no se lavan nunca sus manos cuando orinan
La anterior clasificación nos da a entender la importancia de la educación, las costumbres y los gustos que cada ser humano adquiere desde que nace. En Astrología la orina se asocia con el riñón (Balanza), los líquidos (Piscis) y el aparato reproductor por donde es expulsada del cuerpo (Escorpio).

Algunos curanderos utilizan la orina en los casos en que la cabeza recibe un fuerte golpe y el sujeto queda conmocionado sin que se aprecie ninguna contusión (no sale el clásico chichón). Por propia experiencia personal puedo afirmar que la orina es la mejor forma de tratar una conmoción cerebral provocada por un fuerte golpe en la cabeza. Solamente es necesario aplicar el la zona de la contusión, una toalla empapada con orina. Puede parecer un método asqueroso y mal oliente, pero puedo asegurarles que a un humilde servidor le salvo la vida cuando tenía 7 años. Si alguno de sus seres queridos sufre un fuerte golpe en la cabeza y queda inconsciente, acuérdese de la toalla empapada de orina que salvó la vida al torpe que escribe en este blog de los símbolos.

Johnny McClue 2018