sábado, 14 de enero de 2017

El concepto trino del Universo y el mito de la Santísima Trinidad



Según las conclusiones a las que ha llegado el Profesor Corrado Malanga, todo en nuestro Universo es dual: luz-oscuridad, rico-pobre, alto-bajo, bueno-malo, etc. Pero el catedrático italiano afirma que cuando analizamos la forma con la que nuestro mundo funciona, nos percatamos que todo no esta construido en base al número dos, sino que todo surge a partir del número tres.

Para el profesor Corrado Malanga vivimos en un mundo tridimensional que esta formado por tres componentes virtuales de la realidad con forma de vector (x, y, z):
  1. el vector de la energía
  2. el vector del espacio
  3. el vector del tiempo
Dentro de estos tres vectores es en donde se desarrolla nuestro mundo. Bajo este contexto, cada uno de estos tres vectores o ejes dimensionales, se caracteriza y diferencia de los otros dos :
  1. La Energía corresponde a nuestra Mente y al color verde
  2. El Espacio corresponde a nuestro Espíritu y al color rojo
  3. El Tiempo corresponde a nuestra Alma y al color azul
Corrado Malanga nos cuenta como los dogmas y reglamentos son cosas que gustan a nuestro espíritu, pero disgustan enormemente a nuestra alma. Todas las reglas y leyes ayudan a vivir a los individuos con poca conciencia y la Santísima Trinidad es un claro ejemplo de como las personas con poca conciencia necesitan de dogmas y creencias para que les ayuden a vivir en la dualidad que nos rodea por todas partes.

Con la idea de la trinidad la Iglesia pudo explicar una serie de pasajes bíblicos que para los infieles y paganos, que se quería convertir, eran muy difíciles de comprender. Nos referimos a preguntas del tipo:
¿Como pudo la madre de Jesús quedarse embarazada sin haber tenido relaciones sexuales con ningún mortal?
¿Como Jesús pudo resucitar y subir a los cielos?
Para poder contestar a estas trascendentales preguntas, la Iglesia solo tuvo a su alcance una solución: Poner a Jesús y al Espíritu Santo a la misma altura que Dios, con el fin de que también pudieran realizar en la tierra las maravillas cósmicas que Dios sí podía realizar. Con la aparición en escena del la Santísima Trinidad, el problema de concebir sin follar queda solucionado al instante. Lo mismo ocurre con la resurrección de Jesús y su posterior subida celestial. Gracias a los "poderes de la trinidad", el hijo de Dios en la Tierra puede resucitar, volar y hacer lo que le plazca.
Sin lugar a dudas, fue una gran idea con la que las preguntas molestas fueron contestadas sin que nadie sospechara nada. Una idea digna del mejor de los vendedores "puerta a puerta".



De acuerdo a los expertos en estas lides, el concepto de la Santísima Trinidad arranco cuando ya habían pasado más de 300 años de la muerte de Jesús en la cruz. En ningún pasaje de la Biblia encontramos el término "Santísima Trinidad", más bien parece una posterior y clara estrategia de marketing, ideada para convertir al cristianismo a gentes de otras regiones y costumbres. Unas gentes que desde hacía milenios convivían con el concepto trinitario en todas las cosas que les rodeaban.

En lugares como Grecia el concepto de trinidad estaba muy extendido. Un buen ejemplo de ello lo encontramos en todos los seguidores de la filosofía de Platón:
  1. Dios
  2. Logos
  3. Anima Mundi.
La mayoría de la población griega llevaba siglos pensando que la trinidad era el origen y punto de partida de todo lo demás. Y cuando un concepto esta muy arraigado en la población, el cambio de parecer se torna imposible. Así que fue mucho más fácil cristianizar a los griegos utilizando su propia medicina. Lo que decíamos anteriormente: toda una lección de marketing para poder introducir de forma rápida el nuevo producto.

Pero la táctica de la trinidad también cristianizó de forma magistral a numerosos asiáticos que en sus tradiciones y creencias convivían con trinidades desde los inicios. Uno de los casos más antiguos lo encontramos en la trinidad de los vedas: Agni, Vâyu y Sûrya.

Estas tres entidades con el tiempo se convirtieron en la famosa "Trimûrti" formada por Brahmâ, Vichnú y Ziva, donde cada uno de ellos ejecuta una función determinada:
  1. Brahmâ es el creador
  2. Vichnú es el conservador
  3. Ziva o Shiva es el destructor


Pero la mayoría de ternarios de las culturas orientales, suelen estar formados por dos términos complementarios y un tercero que es producto de la unión de los dos primeros. Es el equivalente al ternario formado por el padre, la madre y el hijo. Uno de estos casos lo encontramos en Egipto con Osiris, Isis y Horus.

Por contra, en la trinidad cristiana los dos primeros términos no son complementarios, más bien tendríamos que decir que el segundo se deriva del primero y el tercero no es fruto de ninguna unión del primero con el segundo. En la trinidad cristiana el Hijo no ocupa la tercera posición, sino que es el segundo tras el Padre.

Con la invención de la trinidad cristiana, no todo fueron éxitos y conversiones. La Santísima Trinidad también ha causado mucha división entre las diferentes corrientes cristianas que han ido surgiendo a lo largo de la historia de la Iglesia. Bajo este contexto, la Santísima Trinidad ha dividido a los cristianos por completo ya que en la Biblia no se menciona en ningún momento. Como ejemplo de los cristianos que rechazan a la trinidad podemos nombrar:
  1. Los Testigos de Jehová
  2. El judaísmo mesiánico
  3. La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los últimos días
  4. Los Cristadelfianos
  5. La Iglesia Unitaria
  6. La Iglesia de Dios de la fe en Abraham
Pero no solamente han sido algunos cristianos los que han renegado de una trinidad santa. El Corán en muchos de sus pasajes, tambien deja muy claro que se trata de un invento humano. Un buen ejemplo de ello lo encontramos en el versículo número 169 de la Sura número 4 titulada Las Mujeres:
"Oh vosotros que habéis recibido las Escrituras en vuestra religión, no paséis la medida justa, no digáis de Dios más lo que es verdad. El Mesías, Jesús hijo de María, es el apóstol de Dios, y su Verbo, que echó en María, es un espíritu que proviene de Dios. Creed, pues, en Dios y en sus apóstoles y no digáis: Hay trinidad. Cesad de hacerlo. Esto os será más ventajoso, pues Dios es único. Gloria a él. ¿Como tendría un hijo? A él pertenece todo lo que hay en los cielos y en la tierra. Su patronato basta. Basta tener a Dios por patrono." (Sura IV, 169.)
San Pablo fue uno de los grandes promotores de la naturaleza trina del propio ser humano:
  1. Soma
  2. Psique
  3. Neuma
Segun la Iglesia cada uno de los tres componentes del ser humano tienen una muy determinada función, la llamada "Natura Humana":
  1. El Espíritu conecta con Dios
  2. El Cuerpo conecta con los sentidos
  3. El Alma tiene inteligencia y voluntad
La historia del dogma de la trinidad de muchas religiones suele tener un origen común que se remonta a la noche de los tiempos. Una época tan remota que ni siquiera la religión había estado inventada. La mayoría de expertos coinciden en un origen relacionado con fenómenos naturales que, para los primeros pobladores del Planeta, eran muy misteriosos :
  1. Sol
  2. Fuego
  3. Viento

Durante la Edad Media los filósofos y pensadores tuvieron una concepción trinaria desde la que partían para explicar todas las demás cosas:
  1. Deus
  2. Homo
  3. Natura
Cuando se tenía que enumerar las principales potencias que rigen el Universo manifestado, también eran tres las que todo pensador destacaba:
  1. Providencia
  2. Voluntad
  3. Destino
La Alquimia también tiene su base en un concepto trinitario del que parte toda su obra:
  1. Azufre
  2. Mercurio 
  3. Sal

En muchos tratados alquímicos y esotéricos podemos observar como la "trinidad celestial" se representa en forma de triángulo vertical, mientras que la "trinidad terrenal"se expresa mediante un triángulo invertido que representa a la "Gran Madre". En la portada de "Basilica Chymica" encontramos un perfecto ejemplo:

  • Triángulo de la parte superior, Trinidad Celestial: Dios, Mesías, Hombre
  • Triángulo parte inferior, Trinidad Terrenal: Cuerpo, Anima, Espíritu




En la siguiente imagen alquímica de un grabado Rosa Cruz observamos a Sophia como Reina Celestial de la Sabiduría y colgando de su cuello un Urim con los tres primeros números inscritos en su interior: "1-2-3".


Es la Divina Trinidad que da origen a todo lo demás y que tantas y tantas civilizaciones han intuido y que para los Rosacruces tiene una vital importancia tal y como refleja la siguiente divisa de sus confraternidades:
"De Dios nacemos,

en Jesús nosotros morimos,

por el Espíritu Santo nosotros reviviremos."
Empezábamos el artículo explicando que la teoría del Profesor Corrado Malanga nos muestra que el Universo esta formado a partir de tres vectores, pero como hemos ido viendo es una idea que muchas religiones, cosmogonías y sociedades secretas, tambien sustentan desde hace siglos. 

La Iglesia desde sus inicios, ha utilizado el símbolo del triángulo para representar a su tan querida trinidad. Un triángulo donde en su interior quedaron atrapados millones de cristianos atemorizados en ser castigados por sus pecados. Unos pecados que nadie podía ocultar a un triángulo equipado con el más moderno e infalible sistema de "vigilancia total" las 24 horas del día: el ojo que todo lo ve.

Con el tiempo la trinidad y sus tres lados se ha ido infiltrando en toda la sociedad a todos los niveles y la piramide del billete del dólar es una buena muestra de ello. Ya no es necesario ser cristiano para estar adorando a la trinidad día y noche. Actualmente la trinidad se ha convertido en sinónimo de capitalismo y consumo, en donde tres entidades muy poderosas son los actuales dioses que todos respetamos, acatamos y adoramos:
  1. Poder politico
  2. Poder religioso
  3. Poder económico
Actualmente podríamos pensar que tanta iglesia vacía sin feligreses se debe a que la gente ya no cree en Santísimas Trinidades. Podríamos pensar que todo es debido a que el pueblo ha despertado ante el engaño y manipulación ejercido por las iglesias a lo largo de los siglos. Pero la realidad es muy distinta, el pueblo no ha despertado, tan solo ha cambiado las iglesias por los centros comerciales, los estadios deportivos y los conciertos multitudinarios.

Nada ha cambiado y el espectáculo continúa con distinto decorado.

Pero no todo son malas "noticias trinitarias", pues tal y como decíamos al comienzo, un catedrático de la Universidad de Pisa nos anuncia en pleno siglo XXI que el ser humano esta formado por un cuerpo, una mente, una alma y un espíritu. Y en el mundo tan materialista en que hoy vivimos, es de agradecer que el Profesor Corrado Malanga nos hable de un ser humano con alma y con espíritu. La mayoría de científicos suelen ignorar lo que no se ve, tomando al pie de la letra uno de los refranes materialistas más populares y difundidos: "sino lo veo, no lo creo".

Así nos va con tanto refrán "paqui y palla".

Johnny McClue 2017