sábado, 25 de marzo de 2017

El Tridente y sus 3 puntas que todo dios tiene clavadas



A simple vista estamos ante un palo con tres afiladas puntas en uno de sus dos extremos. Pero cuando empezamos a analizar este ancestral símbolo, utilizado en la mayor parte de culturas, nos damos cuenta de que no nos encontramos ante uno de los  símbolos que representan la razón de nuestras vidas.

En la mayoría de libros y de enciclopedias, el tridente tiene dos primeros propietarios: el dios griego Poseidón y el dios hindú Shiva. Pero en realidad, la relación del símbolo del tridente con el elemento Agua se remonta a épocas mucho más lejanas, ya que lo encontramos en Mesopotamia como principal atributo simbólico de las sirenas. Y es que el tridente y las aguas, sean dulces o saladas, van juntos desde el inicio de todo el tinglado.

Para identificarlo del resto de símbolos y atributos mesopotámicos, los historiadores de la cultura sumeria suelen nombrarlo empleando el vocablo ingles "fork". A continuación podemos comprobar como el tridente es llamado "fork" y forma parte de los símbolos más antiguos y emblemáticos en la historia de los pueblos que habitaron las riberas del Tigris y el Eufrates:


El símbolo del tridente esta relacionado con las divinidades del mar que viven en suntuosos palacios situados en el fondo de los abismos acuáticos. Unas divinidades que, a pesar de vivir en las profundidades, tienen una apariencia completamente humana con  dos brazos, dos piernas y órganos sexuales perfectamente diferenciados. Unas divinidades acuáticas pero completamente humanas ya que carecen de cola de pez, branquias y escamas.


En Grecia el tridente fue el símbolo del dios del mar "Poseidón", que más tarde los romanos adoptaron con el nombre de Neptuno. El tridente para los dioses de las aguas representa la facultad de poder dominar las aguas, tanto para calmarlas como para agitarlas.

El tridente tambien es el principal atributo simbólico de los seres marinos mitológicos llamados "tritones" que junto a las sirenas han sido protagonistas de centenares de leyendas y fábulas marinas. A las sirenas ya les dedicamos un anterior artículo hace tan solo unos meses.

En astrología el símbolo del tridente representa al planeta Neptuno que rige el doceavo y último de los signos astrológicos: Piscis. Bajo este contexto el tridente también representa todo lo relacionado con la Casa XII y su profundo significado astral.


Para los desconocedores de temas relacionados con planetas y casas astrológicas, es bueno recordar que Neptuno y la doceava casa representan los secretos, enemigos ocultos, el engaño, la locura, los estupefacientes, las adicciones, el escapismo, la confusión y el sacrificio. Sin conocer estos significados es imposible comprender el motivo por el que el tridente aparece en ciertos logotipos de compañías secretas. Pero una vez conocidos, todo empieza a cuadrar.

En el siguiente ejemplo es bien evidente de que el tridente es amigo de la CIA y del 666. Todos juntos ocultando desde hace 17 años el mayor de los secretos, la mayor de las mentiras: el ataque de falsa bandera a las Torres Gemelas y al Pentágono.


La forma de la ola que envuelve al dios marino con el tridente debe ser casual. En las barras horizontales de la bandera USA, las dos Torres Gemelas están dibujadas dentro de un pentágono por que queda muy bonito. Las 6 estrellas doradas de la bandera forman un triángulo invertido, por puta casualidad. Deben ser paranoias de un conspirador paranoico que ve triángulos y anticristos por todas partes.

En este otro logotipo del Nuevo Orden Mundial vemos como se muestra sin tapujos que el tridente y el 666 van de la mano junto a toda clase de calaveras, estrellas invertidas, pentágonos, ojos y números 13. Estamos ante un excelente resumen simbólico del lado oscuro de todo ser desalmado.


Simbólicamente hablando, el siguiente logotipo tampoco tiene ningún desperdicio. Cuando recordamos que las siglas "NROL" se refieren a los vuelos secretos de la agencia espacial norteamericana, este logo cobra un diabólico aspecto. Ya compartimos algunos logotipos más de estos vuelos secretos en uno de los artículos dedicados a analizar la portada del anuario "The Economist" de ahora hace dos años.


En numerosas culturas y civilizaciones orientales, el tridente es considerado un emblema solar en donde las tres puntas representan a tres rayos centelleantes. En la India el tridente es el principal atributo de Shiva, el gran transformador del mundo y el gran destructor de las apariencias. Sus tres puntas representan el triple aspecto del tiempo: pasado, presente y futuro. Las tres puntas del tridente de Shiva tambien se relaciona con las tres cualidades del mundo empírico: el devenir, el ser y el perecer.



El tridente y Shiva están asociados a la tercera persona de la Trimûrti como un dios de primer orden con un carácter mucho mas elevado que Vichnú, ya que Shiva destruye solamente para regenerar en un plano superior.

Shiva y su tridente son el patrón de todos los yoguis y su relación con el número tres nos viene reflejada en el nombre de uno de sus títulos: "Trilochana", el de los tres ojos. Muchos de ellos solamente tienen como posesión en esta vida dos objetos: un tridente y un cuenco, tal y como muestra la fotografía con que comenzábamos este artículo tridentado.

Con dioses y diosas con múltiples brazos, donde cada uno de ellos porta un atributo representativo, la confusión ha estado servida y Shiva ha sido confundido en más de una ocasión. Pero de todos los dioses orientales, el único que porta un gran tridente de palo largo es Shiva.

Como podemos comprobar en la imagen inferior, otros dioses menores como Durga y Karttikeya, empuñan un pequeño tridente provisto de una corta empuñadura. En cambio, Shiva es el único que se representa con un tridente con un largo palo,... un tridente como "dios manda"!!!!.


En el budismo el tridente se toma como la representación de "la triple joya" (triratna). Algunos autores tántricos también asocian al tridente con la triple corriente de energías, donde "sushumma" esta en el centro y en los extremos tenemos a "ida" y "pingala". Es la evocación de los nadi ascendiendo por el eje central. La imagen de utilizar el tridente como eje de un ascenso, o un descenso, tambien la vemos en las épocas de Grecia y Roma.

Un bonito ejemplo de ello queda reflejado en la imagen de la derecha, donde dos magníficos delfines esculpidos en la piedra descienden a las profundidades marinas. Se trata de una excelente obra de arte que encierra un profundo significado simbólico cuando recordamos que los delfines son símbolos representativos de la conciencia.

El tridente también es el símbolo del Cristo pescador de hombres junto a la red. Los cristianos también han utilizado al tridente para representar a la Santísima Trinidad, pero en este simbolismo religioso, el tridente siempre tiene que tener sus tres puntas de la misma longitud.

Sin embargo, para los cristianos el tridente siempre ha estado mucho más relacionado con el mal, que con el bien. Nos estamos refiriendo al famoso tridente que porta Satán como instrumento de castigo. Con el tridente Satán y sus ayudantes van capturando y conduciendo a todos los pecadores hacia el peor de todos los castigos eternos: el Infierno.

Como ya hemos comentado en más de una ocasión, el diablo en Cataluña tiene una considerable importancia desde tiempos remotos. En las Fiestas Mayores de muchas localidades catalanas es muy habitual que un grupo de jóvenes disfrazados de diablos desfilen de noche por las calles y las plazas con bengalas y petardos. Por otra parte, cuando llega la Navidad se representa en todos los teatros catalanes una popular obra con el diablo como uno de los protagonistas principales.

Uno de los disfraces más utilizados en los carnavales catalanes es el de un diablo al que nunca le faltan los cuernos, la cola y el tridente. En los grabados e imágenes medievales de estas tradiciones que han llegado a nuestros días, el diablo siempre luce un tridente. En las representaciones catalanas de los diablos encontramos un perfecto ejemplo de la autoridad de las tres puntas, frente a otro tipo de "lanzas opresoras".


En los famosos teatros de títeres encontramos otro claro ejemplo que el diablo y las tres puntas van de la mano desde tiempos remotos. Cuando el cine y la televisión no existían, uno de los espectáculos y entretenimientos más populares para los pequeños eran las funciones de títeres. En dichas funciones el diablo y la bruja tenían un especial protagonismo. Desde bien pequeño, todos los chavales tenían bien programados en el interior de sus mente ciertos símbolos: las escobas para las brujas y los tridentes para los diablos.


No puede ser una cuestión casual el hecho de que los diablos empuñen siempre un palo acabado en tres puntas. Es muy extraño poder encontrar a diablos sosteniendo un palo con 2, 4 o 5 puntas. En estos menesteres infernales, el número tres tiene una insistente presencia. A juzgar por los grabados y pinturas de épocas pasadas, el tridente es la herramienta preferida de todo diablillo que se precie.


Donde hayan unas buenas lanzas de tres puntas, la diversión infernal esta asegurada. Tan solo hay que tener presente de que se trata de un viaje del cual jamás se regresa. Tridentes de palo largo, tridentes de palo corto,... pero cuando se trata de oprimir ,... siempre tridentes!!!!


Para muchos expertos cristianos de estas cuestiones infernales, el tridente esta intimamente relacionado con el número 3 al representar lo que ellos llaman como "las 3 pulsaciones":
  1. Sexualidad
  2. Nutrición
  3. Espiritualidad
La relación del tridente con el número tres es bien patente en occidente y oriente. Veamos algunos ejemplos:

Son tres las cosas que destruyen la fe de los hombres:
  1. Mentira
  2. Impudicia
  3. Sarcasmo
Son tres las cosas que llevan al hombre al infierno:

  1. Calumnia
  2. Odio
  3. Insensibilidad
Son tres las cosas que guían al hombre hacia la fe:
  1. Pudor
  2. Amabilidad
  3. Miedo al día del Juicio Final
Tres son los principales atributos representativos del diablo:
  1. Los cuernos
  2. La larga cola putiaguda
  3. El tridente
Por todo lo que simbólicamente representa, el tridente no suele estar relacionado con las cosas santas. Uno de los pocos santos representado con tridente es "Sant Llambert", antiguo patrón de los labradores catalanes. En sus manos porta la típica herramienta agraria llamada "horca" en castellano y "forca" en catalán. En Zaragoza se suele representar como un santo martir decapitado y también está considerado un gran benefactor para todo tipo de partos complicados.

Pero las tres puntas del tridente de Sant Llambert nunca apuntan al cielo, si no que siempre se apoyan en la tierra. Por contra los tridentes de los diablos suelen estar apuntando directamente al cielo. Por algo será que uno es Santo y los otros solamente son unos simples diablillos.

Y es que son innumerables las culturas que se han basado en el número tres para poder explicar todas las cosas. En la propia cábala encontramos esta forma de proceder con la ley del ternario: Todo procede del número tres como ya explicamos en el artículo dedicado a este numero tan emblemático y popular.

El tridente es una de las armas más usadas en todo el Planeta por pescadores de agua dulce y agua salada. Sus tres puntas ayudan a superar los problemas de refracción que las aguas de los ríos y los mares ofrecen a todo pescador. Para cazar en tierra firme la opción más utilizada en todas las culturas es la de la lanza de tan solo una punta. Pero cuando la presa se encuentra debajo del agua, la mayoría de pueblos sustituyen la lanza o arpón, por el tridente.

Otra de las ventajas del tridente frente al clásico arpón, la puede comprobar cualquiera que haya intentado capturar pulpos en cualquier costa del litoral. Los pulpos al sentirse amenazados suelen penetrar en las pequeñas cuevas y agujeros que todo acantilado marino posee.

Una vez en su interior sus numerosas ventosas se adhieren fuertemente a las paredes de la cueva, por lo que su captura se complica en gran modo. Frente a este tipo de situaciones, el tridente es un excelente aliado del pescador que permite poder extraer de su escondite a la pobre víctima, siendo la materia prima de uno de los platos españoles más populares: el pulpo a la gallega.

Sin embargo en tierra firme el tridente no ha sido una arma utilizada para cazar animales, pero si que ha estado muy utilizado como arma para "cazar" seres humanos enemigos. En la antigüedad fueron muchos los ejércitos que tenían grupos de soldados equipados con largos tridentes.


Un excelente ejemplo lo encontramos en la historia de España con los soldados béticos y sus temibles tridentes, con los que vencieron en más de una batalla. El tridente de los soldados béticos tenía la particularidad de que se trataba de una arma ambivalente, ya que en el extremo opuesto al tridente no se desaprovechaba y se equipaba con una punta de una afilada lanza.

Según los expertos en armas históricas, la ambivalencia de la lanza de los guerreros béticos, permitía un mejor control de vuelo en el caso de ser lanzada a distancia. En estos casos el tridente realizaba la misma función equilibradora que realizan las plumas en las flechas,

En el Circo Romano el tridente también era utilizado por una clase de gladiadores que saltaban a la arena del circo equipados con una red y un tridente. Este tipo de gladiador lanzaba en primer lugar la red, contra el adversario cuando este aún estaba a cierta distancia. Cuando el contrario quedaba atrapado por la red, el tridente se encargaba de dar "el golpe de gracia". Los gladiadores con red y tridente eran de los preferidos del público, al poder enfrentarse y ganar en la arena, tanto a hombres, como a animales salvajes.

En las famosas representaciones de los "Moros y Cristianos" de muchas localidades españolas, el tridente es una de las armas representativas de los moros. Como no podía ser de otro modo, en estas fiestas populares el tridente queda asociado al bando invasor, osea, el equipo de los malos.

Para Pablo Picasso hay una criatura mitológica que utiliza el tridente como arma y estandarte representativo. Nos estamos refiriendo al centauro que el pintor malagueño nos dejo como legado a todos los amantes de la simbología. Un centauro con cuernos, barbas y que con su mano derecha sostiene este símbolo milenario que hoy nos ocupa.

Una de las diosas que también utiliza al tridente como símbolo representativo es la diosa anglosajona Britania que suele representarse apoyada a un largo tridente. Pero en esta ocasión el tridente que porta esta diosa no es diabólico. En la siguiente ilustración podemos ver como un tritón acerca a la costa a una náufraga para que Britania pueda salvarla de una muerte segura por ahogamiento y desfallecimiento.


La relación del Imperio Británico y el tridente se hace patente en multitud de obras que reflejan el poderío marítimo de unas islas cercanas al continente europeo y que llegaron a conquistar la mayoría de mares y océanos de todo el Planeta.


En la siguiente imagen de una vidriera inglesa recientemente restaurada, encontramos a la "pareja del tridente" por derecho propio: Britania y Neptuno.


El tridente es al elemento Agua como la luz de la sabiduría es al elemento fuego. En este grabado a mano izquierda de la Reina María Luisa podemos comprobar como el artista supo plasmar esta estrecha relación en el retrato de la monarca. A la izquierda y de espaldas a la reina, el tridente (Agua) y el árbol (Tierra), A la derecha y en frente de la reina, la antorcha (Fuego) y el humo (Aire).

El arpón de tres puntas que el tridente simboliza atrapa a sus presas con sus tres afiladas puntas. Unas afiladas puntas cuya forma facilita la penetración, pero que a su vez imposibilitan que puedan desclavarse de la victima una vez han penetrado. Es la misma forma y sistema que utilizan los anzuelos de pesca con caña y sedal. Una vez que el pez muerde el anzuelo, la punta del mismo no puede desclavarse fácilmente. Las puntas de los arpones con los que estamos aniquilando todos los grandes peces y cetáceos, también utilizan este sistema de captura tan salvaje y doloroso.

El ser humano ha sufrido las consecuencias del tridente desde los inicios de nuestra historia. Cada una de las tres puntas ha capturado una parte de nuestras vidas y no hemos sido capaces de desclavar alguna de las tres puntas con las que hemos sido capturados. Para poder explicar de que modo hemos sido capturados por este tridente, una imagen vale más que mil palabras:


De las 3 puntas de este tridente el ser humano del siglo 21 solamente ha podido detectar una de ellas: la punta de la Religión. Pero las otras dos puntas continúan haciendo su trabajo y los seres humanos de hoy en día, sin ser conscientes de tener un tridente clavado, continúan heridos de muerte.

Cuando los seres humanos seamos conscientes de que desde pequeños tenemos clavado un maquiavélico tridente, nuestra vida cambiará por completo. En este blog hemos compartido en diversas ocasiones que en un futuro el ser humano plenamente consciente vivirá sin religiones, sin dinero y sin votar en las urnas.

Justo entonces el hombre podrá nacer, vivir y morir sin guerras, hambre y opresión.

Justo entonces estrenaremos el tan deseado Mundo Feliz que el Profesor Corrado Malanga nos anuncia y promueve en sus trabajos y conferencias.

Justo entonces dejaremos nosotros mismos de complicarnos la experiencia que hemos venido a realizar en este mundo dual de tres dimensiones.

Unas tres dimensiones que, en el programa original, no tenían contemplado andar por este mundo con un tridente clavado en uno de los lugares que más duele.


Johnny McClue 2017