jueves, 8 de marzo de 2018

El color verde y sus fantásticas propiedades


El color verde es el color que produce a los seres humanos más sensación de calma y tranquilidad. El verde junto al azul son los colores más tranquilizadores y relajantes que en toda la paleta cromática podemos encontrar.

Equidistante del azul celeste  y del el rojo infernal, el verde se nos aparece como un valor medio que nada tiene que ver con los valores absolutos del azul y del rojo. El verde es un color tibio que tranquiliza, pero que también muestra frescura y una gran humanidad.

El verde es el despertar de la vida, el color de la esperanza, de la fuerza y de la logividad. Es el color de la inmortalidad, simbolizado por los ramos verdes en todas las culturas. El ascenso de la vida parte del color rojo, pero nada florece hasta que no pasa por una fase en donde el verde es el amo y señor.

El verde y el rojo también se utilizan para diferenciar los dos sexos, donde el verde es el color femenino y el rojo el masculino. Esta misma diferenciación también la encontramos en China con el Yin y el Yang. El yin es el color rojo masculino,  impulsivo y centrífugo. El yang es el color verde femenino, reflexivo y centrípeto.

El color verde es uno de los colores con los que los humanos mejor se identifican. En Astrología el color verde comulga con Tauro (verde esmeralda), Leo (verde claro brillante), Virgo, Sagitario (verde turquesa), Capricornio (verde oscuro) y Piscis (verde mar). No hay ningún otro color que se identifique con tantos signos astrológicos.

Tal y como muestra la siguiente imagen, el color verde hace de puente entre la alma y el espíritu, representando al planeta Venus y a todos los valores artísticos y creativos que el planeta del arte contiene. El color de la vegetación y de la malaquita, también esta intimamente relacionado con el número 4 y la tradición esotérica lo relaciona con el día de la semana regido por Venus, nos referimos al viernes.


El color verde no llama tanto la atención como lo puede hacer el color rojo. Asi como el rojo se relaciona con lo prohibido, el verde representa lo permitido y las señales de tráfico luminosas son un buen ejemplo de ello. El verde no distrae ni desconcentra, por tal motivo durante décadas el reglamento del tenis especificaba que las paredes de los fondos y laterales de la pista solamente podían ser de color verde. Algo parecido se experimenta en el deporte del Golf donde el color verde está presente por doquier invitando a disfrutar al 100 por 100 de unas buenas horas al aire libre.

El verde crea el reposo, pero no representa un paro en el camino, aplaca el tumulto de la mente procurando una verdadera refrigeración mental. Es equilibrado, apaciguador y crea un ambiente alegre por donde luce. Sus muy variados matices son mensajes de vida que nos transportan a bellos prados, valles y montañas. Es el color de las plantas y toda la vegetación del Planeta le pertenece por derecho propio. Sin lugar a dudas, es el color del Reino vegetal.

Ya lo dice el famoso verso de Lorca, el gran poeta español: "Verde que te quiero,... verde!!!"


Se dice que el ojo y las almas descansan en el color verde. Es sinónimo de esperanza y simboliza todo lo positivo y correcto. Es el color que en los semáforos permite avanzar de forma segura y en los exámenes implica aprobar.

Para los cristianos el verde es el color de la esperanza que es una virtud teologal que esta relacionada con la Virgen María. La relación de la luz y la esperanza hacen que la luz de Cristo sea representada de color verde, así como muchos de los mantos de la Virgen María, que lucen brillantes tonos verdes.

Para los musulmanes el color verde es el color del Profeta y por tanto es el color que representa al Islam y es el emblema de la salvación. En el Islam el verde también representa las más altas riquezas de todo tipo, tanto materiales como espirituales. En las naciones desérticas no es de extrañar que ante tanta arena y falta de agua, el verde sea muy representativo.

El Profeta y el color verde se relacionan debido a que era el color de su sagrado manto, bajo el cual venían a refigiarse en las horas de peligros sus cuatro descendientes más directos: su hija Fátima, su yerno Alí y sus dos hijos. Por tal motivo la popular expresión árabe. "los cuatro bajo el verde manto".

En heráldica el color verde es denominado "sinople" y se relaciona con los campos y los pastos que las familias podían poseer. En los blasones el verde hace gala de amor, alegría, abundancia y buena salud. En la tradición orfídica el verde el el color de la luz del espíritu que ha fecundado al comienzo de todas las cosas.

En el siglo 20 se empezó a relacionar el color verde con todo lo asociado a la ecología y la creación de todo tipo de movimientos, asociaciones y partidos políticos con marcada vocación ecológica, llegándose a bautizar con el término "los verdes". Bajo este contexto el color verde ha pasado a representar todos los valores que defienden a la naturaleza, tal y como estaba antes de que los seres humanos la liáramos parda.


El movimiento ecológico y el color verde ya han recorrido un largo camino. Justamente, una de las asociaciones ecológicas más activa a nivel planetario, lleva el color verde en su nombre: Greenpeace.

Las acciones de protesta que Greenpeace ha realizado han sido ampliamente difundidas por los medios de comunicación de todo el mundo.

Toda la problemática y propaganda ecologista se ha ido presentando a la sociedad junto al color verde, de forma que el verde ha quedado identificado con todo lo relacionado a la ecología, el reciclaje y el bienestar.



En el mundo de la alimentación sana, el verde también se lo ha querido relacionar con todos los productos bajos en calorías que, por lo tanto, no engordan. Desgraciadamente y como siempre ocurre, todo lo popular se convierte en un enorme negocio donde los que ganan siempre son los mismos.

Nuestro mundo capitalista de consumo ha provocado que la ecología se haya convertido en otro gran señuelo para que los consumidores escojamos productos que se anuncian como ecológicos, reciclables y de color verde. Estamos ante un color que en muchos países ha estado relacionado con el dinero, por ser el color de la tinta al imprimir billetes como el dólar o el antiguo billete de 1000 pesetas.


El verde también es un color relacionado con las serpientes, los dragones alados y los monstruos. Tener la piel de color verde es sinónimo de no ser muy normal y algunos escritores han encontrado en ello un buen filón con el que escibir best-sellers.

El tema ha llegado a ser muy popular y conocido por el nombre de "reptilianos", seres humanos que en realidad son híbridos de reptiles con capacidad de transformarse en cuestión de segundos. Pasan de ser humanos "respetables" a tener aspecto de reptiles, con piel escamosa y pupilas verticales incluidas. Pero según dichos autores, el problema principal es que los que nos gobiernan y rigen son de esta especie, con la reina de Gran Bretaña a la cabeza.


Hay algunas personas que procuran evitar el color verde ya que sienten cierto rechazo. Suelen ser personas con una gran tensión nerviosa que intentan contener todo impulso vital que provenga de su interior. Las personas enemigas del verde son individuos angustiados que viven con mucho estrés y se irritan muy facilmente.

Ya hemos comentado que el planeta que representa al color verde es Venus, del mismo modo que Marte simboliza el color rojo, a pesar de que todo el mundo sabe que los marcianos tienen, de toda la vida, la piel verde. Desconozco quien fue el primer escritor de ciencia ficción que propuso que los seres extraterrestres tenían la piel verde. Sin lugar a dudas, los seres extraterrestres de color verde son una de las imágenes más arraigadas dentro del imaginario colectivo.

Muchos son los que piensan que estos seres verdes venidos del espacio ya hace milenios que nos visitan y se camuflan entre nuestra población.  Pero lo más importante en estas cuestiones es conocer hasta donde han logrado infiltrarse sin ser detectados.

Solamente el gran Homer Simpson ha conseguido desenmascarar a unos cuantos de estos hombrecillos verdes que ya habían logrado ocupar importantes cargos políticos y empresariales:




Johnny McClue 2018