viernes, 17 de julio de 2020

El Caos Primordial


En la historia de la creación en tiempos del imperio egipcio, el caos era una potencia del mundo uniforme y no ordenado que rodea a la creación ordenada como el océano rodea la tierra. Se trata de un caos ya existente antes de la creación y que coexiste con el mundo formal del que parece ser la envoltura y una reserva inmortal de fuerzas.

Parece ser que al caos primitivo de la cosmogonía egipcia fue denominado "Nun", padre de los dioses, del sol, los hombres y todas las demás cosas. Se trata del agua original de la que sale Ra, el dios que es más grande y poderoso que su creador.

En la Grecia Clásica el chaos era la personificación del vacío primordial anterior a la creación, en el tiempo en que el orden no habia sido impuesto en el mundo. Caos es el dios primitivo anterior a todas las cosas, padre de Erebo y de la Noche. Suele ser representado como un ser en medio de la confusión de los elementos que separa y selección las primeras materias.

Es la materia prima con la que da comienzo la gran obra de la creación del lugar en donde vivimos todos. El chaos de la Grecia Clásica coincide en muchos aspectos con el que los antiguos pueblos germanos denominan ginnungagap.

Para Robert Fludd el acto divino de la creación se representa como si de un proceso alquímico se tratara. En dicho proceso, Dios actúa como un depurador de metales y obtiene del caos tenebroso la materia prima. La Materia Prima son los tres elementos primarios divinos: la luz, la oscuridad y las aguas espirituales. Las aguas espirituales son el principio de los cuatro elementos descritos por Aristóteles.


Robert Fludd afirmaba en sus obras que el caos de los elementos surgido de las aguas inferiores, era una materia tosca y amorfa en cuyas entrañas los elementos se encuentran luchando salvaje-mente entre ellos.

En la tradición alquímica se suele representar a la obra de la creación en forma de horno alquímico. En dichas ilustraciones siempre vemos que el caos esta situado en la parte inferior sosteniendo a los triángulos de los 4 elementos. Es en el centro de los triángulos que se sitúa el ser humano. 

En su Doctrina Secreta, Madame Blavastky afirma que el caos primordial esta formado por éter.Es este el éter que alberga a todas las formas, todos los seres y todos los gérmenes de la creación universal.

Para la tradición china el caos es el espacio homogéneo, anterior la la creación del mundo y a la división de los cuatro horizontes. En el caos nada esta orientado y hay que tener presente que la orientación es la base de la organización del cosmos. Estar desorientado implica volver a entrar en el caos, del cual no se sale sin que intervenga un pensamiento activo que corte el elemento primordial.

En la tradición celta el mundo del caos se representa mediante los llamados "Formore", unas criaturas maléficas y negras que forman la verdadera raza autóctona de la isla irlandesa. A todas las demás razas se las considera inmigrantes.

En el mundo céltico la vida y la ciencia surgen del caos y de "Delbaeth", padre de todos los dioses incluyendo a los "Formore". En la cosgomonía celta se libra una gran batalla llamada "Mag Tured" ern que el caos es dominado por la Tribu de la diosa De Danann, gracias al buen comando ejercido por el dios politécnico Lug.

En la Biblia encontramos el término "tohu wa boku" que significa el desorden y el vacío del caos primordial antes de la creación del mundo. El "tohu-bohu" representa en el origen una situación completamente anárquica que precede a la manifestación de las formas. Es la nada desde donde surgió el mundo bíblico.

En el mundo actual la palabra caos simboliza la turbación del espíritu humano delante el misterio de la existencia. Es el equivalente a la proto-materia, indiferenciada, informal y pasiva que proclamaba la tradición pitagórica y platónica. Para los psicoanalistas el caos representa la pasividad absoluta que se identifica con la imagen arquetípica del abismo.

Johnny McClue 2020



No hay comentarios:

Publicar un comentario